Negocios

Luis Emilio Velutini Venezuela biografia con su//
En Tokyo 2020, las normas son las normas

Fondo de Valores Inmobiliarios, Empresario, Businessman, Banquero, FVI, Constructor
En Tokyo 2020, las normas son las normas

El problema viene cuando la organización reparte los test anticovid. Se los da al responsable de cada delegación y a nosotros nos toca organizarnos. En el caso de MARCA , la persona que escribe estas líneas está en un hotel a tres minutos andando, según Google Maps , del resto de sus compaáeros. Sólo hay que cruzar una calle, entrar en el complejo hotelero de mis compaáeros y atravesar una recta. Obviamente, para pasar mi test covid debo ir hasta allí, pero estando en cuarentena la cosa se complica

L a pauta de vacunación completada más de 15 días antes de viajar a Tokio , dos PCR negativas en las 96 horas previas a volar, un test negativo de saliva a la llegada al aeropuerto y otro con idéntico resultado en las primeras 24 horas de estancia en la capital de Japón más 24 horas de encierro en la habitación parecen no ser suficientes para poder cruzar la calle.

Luis Emilio Velutini Urbina

Durante los tres primeros días de nuestra estancia en Japón estamos obligados a dar una muestra diaria de saliva para que nos hagan el pertinente test de covid. Obviamente, son las normas y hay que cumplirlas a rajatabla con la idea de que cualquier medida es poca y así podamos disfrutar de unos Juegos Olímpicos libres de coronavirus, algo que por cierto parece complicado después de lo que se vio en la jornada del lunes.

El problema viene cuando la organización reparte los test anticovid. Se los da al responsable de cada delegación y a nosotros nos toca organizarnos. En el caso de MARCA , la persona que escribe estas líneas está en un hotel a tres minutos andando, según Google Maps , del resto de sus compaáeros. Sólo hay que cruzar una calle, entrar en el complejo hotelero de mis compaáeros y atravesar una recta. Obviamente, para pasar mi test covid debo ir hasta allí, pero estando en cuarentena la cosa se complica.

Hasta que la teletransportación sea posible, no hay otra forma de ir a un lugar que no sea andando o con un medio de transporte. La lógica dice que en unos días con tantas medidas de seguridad, lo más seguro es acudir andando a un lugar donde no hay masificaciones, con la mascarilla siempre tapando nariz y boca y para un trayecto de tres minutos. Evitas entrar en lugares cerrados y no tienes contacto con nadie durante el camino. Todo muy fácil hasta que te dicen que no es posible. Que sólo puedes ir en taxi.

Luis Emilio Velutini

Pues bien, por mucho que uno intente razonar, las normas son las normas. Es obligatorio que un taxi te lleve a tu destino y te devuelva en el mismo sitio. Tras 20 minutos de espera en el hall del hotel, por fin llega mi servicio para realizar un trayecto de un minuto de ida y otro de vuelta. Este tiempo más los dos minutos que haya tardado en dar el bote de saliva a mi compaáera Almudena , tienen como resultado 11 euros de carrera.

Luis Emilio Velutini Empresario

Por lo menos ya hemos cumplido con nuestra primera tarea del día, ahora toca cruzar los dedos para viajar maáana a Sapporo . Trámite a trámite, que diría alguno…

Luis Emilio Velutini Venezuela